Pages Menu
Categories Menu

Coaching ejecutivo

“No importa cuántos errores cometas o lo lento que sea tu progreso, siempre estarás delante de aquellos que no lo intentan.”

El coaching ejecutivo propone trabajar con la persona para potenciar al profesional haciendo especial hincapié en las tareas y las relaciones laborales.

Está dirigido a directivos, gerentes, profesionales, mandos, etc., de modo individual y siempre enfocado a su relación de trabajo.  En el coach encontrarán el apoyo necesario para averiguar qué sucede en su entorno, aportándole curiosidad y cuestionando lo que, en principio, parece evidente para que aprenda a mirar a sus compañeros, superiores y colaboradores de otra forma y a encontrar conversaciones pendientes, peticiones no expresadas, expectativas insatisfechas desde, hacia y entre las personas que lo rodean en el trabajo y diseñar y descubrir nuevas estrategias, alternativas y opciones que den soporte a la persona para que, como profesional, pueda ofrecer su mejor versión con el menor desgaste emocional.

Los ejecutivos encuentran en el coach a un experto en acompañarles a descubrir o enfrentarse a diferentes supuestos, entre otros: de alto potencial, en riesgo de descarrilar, nuevos o recién promovidos, etc.  El denominador común es que se trata de profesionales que deben ajustarse a las demandas, responsabilidades y expectativas relacionadas con su posición en la organización para la que trabajan.  También es común en el caso de empleados “expatriados” en misión internacional o nacional pero que deben adaptarse a una cultura nueva, a un alejamiento de su entorno y su familia o a aquéllos que la organización tiene interés en promover de forma rápida.